Consejos

Las fibras del cabello están integradas por cientos de aminoácidos, unidos punta con punta por los enlaces péptidos. Estas largas cadenas de aminoácidos paralelos, también están unidas transversalmente.

Si no fuera por los enlaces transversales la queratina dura no poseería su característica fuerza y elasticidad. El cabello tiene más ligaduras transversales que cualquier otra sustancia proteínica.

Existen 4 principales enlaces transversales que unen las cadenas de aminoácidos de la corteza:

ENLACES DE AZUFRE:

Son enlaces transversales químicos formados por átomos de azufre como los encontrados en el aminoácido cistina. Estas ligaduras, relativamente fuertes, son en buena medida, responsables de la resistencia natural del cabello a los tratamientos químicos.

Algunos agentes pueden romper estas ligaduras, éstos agentes son los suavizantes químicos alcalinos(hidróxido de sodio) y las soluciones ondulantes o líquidos permanentes(ácido tioglicólico/tioglicolato de amonio).

Para restaurar los enlaces de azufre se pueden usar líquidos neutralizantes para ondulado, permanentes, el peróxido de hidrógeno y otros oxidantes de naturaleza ácida.

ENLACES DE HIDRÓGENO:

Son ligaduras transversales físicas mucho más débiles que los enlaces de azufre. Como la estructura de la corteza está formada por más ligaduras de este tipo que de ningún otro, la fuerza de los enlaces de hidrógeno se ve aumentada. Es la ligadura de hidrógeno la que se altera temporalmente, durante el proceso de ondulado o enrulado del cabello, usando soluciones acuosas. Los agentes que pueden romper este tipo de enlace son el agua, los alcalinos diluidos y las lociones fijadoras.

La reestructuración de estas ligaduras ocurre durante el secado del cabello, preferentemente después de la aplicación de un tratamiento acidificante(pH bajo).

ENLACES SALINOS O ELECTROVALENTE:

Estos enlaces, bastante fuertes, unen transversalmente las cargas positivas y negativas de las cadenas de aminoácidos. Al igual que los enlaces de azufre y de hidrógeno, sufren alteraciones moleculares durante los procedimientos químicos aplicados y son reconstituidos después de eliminar los residuos químicos alcalinos.

FUERZAS DE VAN DER WAALS:

Son débiles enlaces moleculares transversales que existen entre la cadena de aminoácidos de la corteza.

Son relativamente alterables y de poca importancia cuando se trabaja con el cabello.